miércoles, 25 de julio de 2018

Desplazarse en moto, un gran ahorro frente al coche

Son muchos los que a diario utilizan su coche para desplazarse al trabajo. En las grandes ciudades, y en las no tan grandes, circular con el coche en horas punta supone tener que enfrentarse a múltiples atascos. Es por este motivo por el que recientemente decidí comprarme una moto, perdiendo en seguridad pero ganando en dinero y rapidez.

Motos en una ciudad

En este artículo pretendo analizar, fundamentalmente desde el punto de vista económico, cuáles son las ventajas de elegir la moto como medio de transporte frente a utilizar el coche. Os daréis cuenta de que al final se puede ahorrar mucho dinero.

Coste de compra de una moto


Ni que decir tiene que comprar una moto resulta mucho más barato que comprar un coche, sobre todo si nuestra opción es un scooter, la opción correcta para circular por la ciudad. Si consideramos que el scooter más barato nos puede salir por unos 1.500 euros y que el coche más económico ronda los 8.000 euros, la diferencia es notable.

Si además tenemos en cuenta el hecho de que para hacer frente al pago de 8.000 euros es muy probable que tengamos que pedir un crédito una entidad financiera, y que para pagar 1.500 euros lo más seguro es que no tengamos que solicitar ayuda al banco, el ahorro se multiplica ya que si nos decidimos por una moto en lugar de un coche no tendremos que pagar intereses.

Seguro más barato


El seguro de una moto suele ser mucho más barato que el de un coche. Yo aseguré mi moto con la Mutua Madrileña y, gracias a que ya tenía el coche de mi mujer asegurado con ellos, me ahorré 100 euros adicionales, saliéndome el seguro por muy poco dinero. Además, la Mutua ofrece una gran variedad de seguros para moto, incluido el a todo riesgo, siendo muy difícil encontrar una aseguradora que te asegure la moto a todo riesgo.

IVTM más económico


Otro importante ahorro llega a la hora de pagar el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM), que resulta mucho más barato para una moto que para un coche. De hecho el IVTM medio de un coche ronda los 72 euros, mientras que el de una moto sólo llega a los 15 euros.

Ahorro en combustible


Nada tiene que ver el consumo urbano de un coche con lo que puede consumir un scooter. El consumo medio de un coche moderno no suele bajar de los 6 litros a los 100, y si dicho consumo es en ciudad esta cifra aumenta sensiblemente. Por otro lado, una scooter de bajo consumo puede hacer más de cien kilómetros con tan solo dos litros.

El carné de coche es suficiente


Mucha gente lo desconoce, pero con el carné de coche es posible conducir motos de hasta 125 cc., siendo esta una cilindrada ideal si lo que queremos es una moto para circular por la ciudad. Por lo tanto, no será necesario invertir dinero en sacarnos el carné de moto, con el de coche es suficiente.

Ahorro de tiempo


Finalmente llegamos a la que yo considero la principal ventaja de una moto, el hecho de que para una moto no existen atascos ya que, gracias a su pequeño tamaño, puede moverse entre los coches y llegar a los sitios mucho antes. Y este ahorro de tiempo es también una forma muy importante de ganar dinero.


No hay comentarios:

Publicar un comentario